2.02. El período protodinástico -Primera y segunda dinastías

Poco se sabe de este período, durante el cual todo el país parece haber estado por primera vez unido bajo una sola corona. Tradicionalmente esta hazaña es atribuida al rey Menes, primer monarca de la primera dinastía. Antes de esta unificación -sea quien fuere el que la realizó- había en Egipto dos países. Esto se refleja en los títulos del rey, en el nombre egipcio del país, en la organización doble del gobierno retenida a través de su historia, y en muchas otras evidencias.

El sistema de escritura usado al principio de la primera dinastía parece carecer de antecedentes reconocibles. No hay evidencia de que la escritura en Egipto pasase por etapas de desarrollo, como ocurrió con los súmeros en Mesopotamia. Por eso se llega a la conclusión de que los egipcios adoptaron principios de escritura plenamente desarrollados por su relación con algún otro pueblo. Puesto que es evidente que los súmeros poseían un sistema de escritura antes que los egipcios, hay una gran posibilidad de que la idea de la escritura pasara de los súmeros a los egipcios. Las primeras inscripciones de las dinastías primera y segunda son cortas y tienen forma abreviada. Por eso son difíciles de leer. Sin embargo, el sistema de escritura ya estaba completamente desarrollado y permaneció esencialmente idéntico durante muchos siglos.

La escritura jeroglífica egipcia es escritura pictórica pura. Un signo puede representar el objeto dibujado, o según el principio jeroglífico, algo de un sonido similar pero de significado totalmente distinto. Un ejemplo inglés puede utilizarse para aclarar este principio: la figura de una lira, un instrumento de cuerdas, puede ser utilizado en un jeroglífico en vez de una persona que no dice la verdad. En el mismo sentido los egipcios usaban la figura de una casa, llamada per para representar una casa, pero usaban el mismo signo en otro contexto para la palabra caminar, por cuanto el caminar era también llamado per en el idioma egipcio. Un sistema de escritura tal necesitaba muchos centenares de signos para expresar cada pensamiento concreto y abstracto. Por lo tanto, era difícil aprender el sistema egipcio de escritura. Los signos individuales fueron más tarde abreviados en la escritura cursiva, llamada hierático, y aún más en la escritura demótica posterior, pero siguieron complicados en su esencia hasta que la escritura griega alfabética reemplazó al sistema antiguo durante el período cristiano.

Han sido halladas tumbas reales de los reyes de las primeras dos dinastías en la ciudad sagrada de Abydos. Sin embargo, también han sido desenterradas tumbas de algunos de los mismos reyes en Saqqara, la necrópolis de Menfis,capital del bajo Egipto. Por lo tanto, no es seguro cuáles de estas estructuras deben ser consideradas como tumbas y cuáles solamente como cenotafios. Las primeras tumbas fueron construidas de ladrillos y madera, pero hacia fines de la segunda dinastía se construyeron las primeras cámaras funerarias de piedra.

Por medio de la piedra de Palermo que contiene anales fragmentarios de dicho período, nos enteramos de que, a partir de la segunda dinastía, se llevaba a cabo un censo fiscal cada año por medio; que la creciente anual del Nilo era cuidadosamente observada y regularmente registrada para futuras referencias; que la construcción naval desempeñaba un papel importante en la economía egipcia; y que la industria del cobre había alcanzado tal grado de eficiencia que el faraón Khasekhemui hizo fundir una estatua de cobre de sí mismo de tamaño natural.